BlogClinicaAlfaro

Blog | Clínica Alfaro

¿Láser, IPL o LED?

Actualizado: sep 27

Dra. María José Alfaro Vega, Directora Médica - Clínica Alfaro, UCR - CMC#6349


La belleza natural se puede resaltar con el uso de tecnologías de luz, es decir, utilizando láser, IPL o LED. La aplicación de estas tecnologías es frecuente en la estética facial y corporal, y se promociona para tratar condiciones tales como manchas, flacidez, arrugas, cicatrices, depilación, hongos, vasos capilares e inclusive eliminación de tatuajes. Ante tantas opciones ¿cuál tecnología es para mí? ¿cuándo debo utilizarla?


Si bien es cierto que todas esas condiciones son tratables con las tecnologías mencionadas, una sola de ellas no lo va a resolver todo, es decir, para tratar todas esas condiciones se puede requerir una tecnología específica o una combinación de tecnologías de luz. Este concepto es de suma importancia, pues cuando se busca un tratamiento estético podría pensarse erróneamente que una sesión de cualquier láser puede corregir cualquier condición y esto no es así.


La aplicación de la tecnología incorrecta se puede dar por desconocimiento de la forma en que trabaja la luz en las diversas tecnologías o sencillamente porque el proveedor del servicio no cuenta con los equipos tecnológicos idóneos para el tratamiento que el paciente necesita. Ante esta situación es fundamental ser tratado por un médico experto en tecnologías de luz y que cuente con los equipos tecnológicos necesarios para la condición que el paciente requiere.


Debido a que este tema no es trivial, abajo se presenta una breve explicación sobre las tecnologías de luz más usadas en el área de la Medicina Estética, como son el láser, el IPL y el LED.


Láser


El láser es una tecnología que usa diferentes medios de amplificación de la luz, y según el que se escoja, permitirá trabajar diferentes condiciones o patologías con un método de luz focalizada. La palabra láser proviene de un acrónimo que se traduce como "amplificación de luz por emision de radiación estimulada". En el mercado se encuentran diferentes tipos de láser: láser CO2, láser diodo, neodimio-yag, erbio, rubí, alexandrita, etc; y cada uno de ellos emite un rango diferente de energía. Es precisamente este rango de energía el que los médicos escogen según la patología a tratar, por ejemplo:

  • Vasos capilares o teleangiectasias: se busca un láser con una longitud de onda que su diana sea la hemoglobina.

  • Manchas: se busca un láser cuya longitud trate pigmentos oscuros.

  • Rejuvenecimiento facial: se elije un láser dirigido a piel, colágeno, elastina, agua.

  • Depilación: se selecciona un láser que se dirija a la hebra capilar.


IPL (Luz Pulsada Intensa)

Esta tecnología también usa la luz, pero el mecanismo de descomposición de la luz es diferente al del láser. El IPL viene con una serie de filtros para variar la longitud de onda y así el médico seleccionará el filtro a emplear según lo requiera el paciente. A pesar de que coincide con el láser en algunos objetivos a tratar, la elección de esta tecnología dependerá de las características de la piel del paciente. El IPL se utiliza para tratar manchas, acné, estimulación de colágeno y depilación.


LED (Diodo de Emisión de Luz)


Por su parte la tecnología LED no genera calor, lo que hace que sus sesiones sean muy placentera y bien toleradas. Esta tecnología también se basa en la elección de longitudes de onda de la luz, que se logran apreciar como luces de diferentes colores, según la condición a tratar.


Con el panorama claro sobre los aspectos técnicos de las tecnologías de luz y sus aplicaciones, se pueden encontrar similutudes y diferencias entre ellas.


Similitudes

  • Emplean la luz como fuente principal.

  • Utilizan variantes de longitud de onda y las características de absorción del objetivo.

  • Los atributos de la luz se escojen dependiendo de la condición a tratar.

  • Pueden coincidir en condiciones a tratar, por ejemplo, estimulación de colágeno, manchas, control de sebo, etc.

  • Suelen requerir de varias sesiones.


Diferencias

  • La luz se descompone de forma distinta según la tecnología.

  • Usan diferentes mecanismos de producción de longitudes de onda.

  • Esta descomposición de la luz hace que un tratamiento sea más efectivo que otro según las condiciones del paciente.


Como conclusión, se reitera la importancia de acudir a un médico capacitado, que sepa manejar las diferencias entre las tecnologías que pueda recomendar la mejor alternativa para tratar su condición. Tenga presente que láser, IPL o LED, son nombres de tecnologías, que dentro de cada una existen diferentes equipos con diferentes objetivos, y que el paciente puede llegar a requerir del uso de más de uno de ellos para lograr su meta.


En la Clínica Alfaro deseamos que este artículo sea de utilidad para nuestros pacientes y amigos, y que sirva para aclarar dudas. Estamos para servirles y asesorarles en estos tratamientos.

Contacto:

Políticas de Privacidad

Correo: info@clinicaalfaro.com

Web: http://www.clinicaalfaro.com

Heredia Costa Rica

Teléfono: +506 2260-9775

WhatsApp: +506 8849-9545

© 2005-2020 Liteway S.A. 

Todos los derechos reservados.

  • FBwhite
  • Instagram - Círculo Blanco
  • YOUTUbEwhite

Enviar mensaje:

  • FB
  • INSTA
  • YOUTUVE